EL RÉGIMEN TOTALITARIO ESPAÑOL SECUESTRA A DOS DISIDENTES EN MADRID Y CINCO EN SABADELL

La mañana del miércoles 22 de mayo agentes de policía han secuestrado de sus domicilios en Madrid a dos periodistas independientes, Raúl Capín y Adolfo Luján. La irrisoria excusa alegada por la policía política son presuntas agresiones a uniformados durante protestas sociales en el pasado, pero no se ha indicado cuándo tuvieron lugar exactamente, seguramente porque se trata de una nueva invención. Pero lo cierto es que el procedimiento habitual en el caso de ese tipo de denuncias policiales es una mera citación a un juzgado. El hecho de que la policía se persone en los domicilios particulares deja a las claras que se trata de una maniobra política para intimidar y atacar por medios violentos a la creciente disidencia política interna dentro del régimen.

Los periodistas detenidos son habituales en manifestaciones de protesta, en algunas de las cuales ya han sido agredidos por fuerzas policiales. Se da la circunstancia de que uno de los órganos del régimen, el periódico ABC, utilizado por la policía como instrumento para realizar todo tipo de filtraciones y montajes, ya había difundido la mentira, días antes, de que había “radicales que se infiltraban como periodistas”. Ese mismo periódico publicó la noticia de la detención antes de que se produjera. Los dos periodistas secuestrados tienen su carnet de prensa reglamentario y llevan a sus espaldas muchos años de experiencia como reporteros y fotógrafos.

Justo unos días antes, fueron detenidas cinco personas en Sabadell simplemente por expresar opiniones privadas a través de Facebook contrarias al régimen imperante. Se les pretende aplicar 9 años de cárcel “por pertenencia a banda armada”. Puede verse aquí más información sobre las irregularidades de esas detenciones: http://www.alasbarricadas.org/noticias/node/24661 , http://qkantton.wordpress.com/2013/05/21/9-anos-de-carcel-por-opinar-en-facebook/

En  cualquier régimen “democrático” lo normal sería que se liberara de inmediato a lxs detenidxs, se pidiera perdón y el ministro del interior dimitiera de inmediato. Pero en el estado español ya hace tiempo que se instauró  un régimen totalitario y de privación de libertades. Es decir: se detendrá a más periodistas y a más personas simplemente por pensar de otra manera, se continuará hasta el final con el proceso político a estos dos periodistas y a los 5 de Sabadell y se intentará por todos los medios castigarlos ejemplarmente.

Como muestra de protesta y de solidaridad con los periodistas secuestrados, sectores de la población española están informando a través de las redes sociales que se concentrarán el jueves 23 a las 18 horas frente a la Delegación del Gobierno de Madrid, metro Gregorio Marañón.

Anuncios